Cómo cerrar la brecha de género en la cadena de valor

Uno de los grandes y necesarios retos que afrontan las empresas en la actualidad es lograr una verdadera equidad de género en su organización, sin embargo, la mayoría de los esfuerzos en este sentido se enfocan al interior con los propios colaboradores, dejando de lado una pieza fundamental: la cadena de suministro.

Generalmente las grandes compañías trabajan con los mismos proveedores de siempre, sin considerar un tema de género o desarrollo. Las mujeres emprendedoras experimentan más dificultades que los hombres para ingresar al mercado, ¿cómo hacer para cerrar la brecha de género en la cadena de valor?

Según investigaciones de WEConnect International, las empresas que pertenecen a mujeres obtienen menos del uno por ciento del gasto de proveeduría de las grandes empresas y organizaciones públicas.

“Las empresas que pertenecen a mujeres obtienen menos del 1 por ciento del gasto de proveeduría de las grandes empresas y organizaciones públicas”

Ser responsable con la cadena de valor es una excelente forma de contribuir al desarrollo sostenible, considerando en esta temas de equidad, pago y trato justos, derechos humanos, seguridad y apoyo a grupos vulnerables, por mencionar algunos.

La brecha de género en la cadena de valor impide la participación activa de las mujeres en la economía, incluirlas significa un avance social y puede traer a las empresas más beneficios de los imaginados, ya que no se trata de un tema de cuotas, sino de generación de oportunidades para ambas partes.

¿Qué pasa cuando se incluyen mujeres a la cadena de valor?

Al incluir mujeres y cerrar la brecha de género en la cadena de valor, la compañía compradora se ve beneficiada en ciertos aspectos comerciales:

Innovación:

Al contratar servicios de empresas pertenecientes a mujeres, la red de proveedores se vuelve más dinámica, hay una mayor innovación y los productos y servicios se vuelven más competitivos.

Reputación:

Una empresa que trabaja en la equidad de género tanto de sus colaboradores como de su cadena de valor mejora su reputación.

Impacto social y económico:

Se genera un impacto social y económico positivo, no solo al interior de la empresa sino también al exterior, al contar con diversidad de colaboradores, socios y proveedores, la operación se enriquece.

Una empresa que trabaja en cerrar la brecha de género en la cadena de valor

Una empresa que ha comenzado a trabajar en cerrar la brecha de género con su cadena de valor es Monsanto. Desde 2014 esta empresa en México, como parte de su estrategia de sustentabilidad en el área de proveedores, ha buscado la equidad de género, trabajando de la mano de WEConnect International.

Qué es WEConnect International

WEConnect International es una ONG global creada en 2009 con presencia en 18 países, que tiene el objetivo de cerrar la brecha de género en la cadena de valor a través de la conexión de corporativos internacionales con empresas dirigidas por mujeres.

Se busca que estas empresas de mujeres sean contratadas e integradas a la cadena de suministro y tengan la oportunidad de crecer en un mercado global.

WEConnect International trabaja en 4 aspectos:

• Ofrece capacitación a mujeres empresarias para integrarse y permanecer en la cadena de suministro.
• Da apoyo a los grandes corporativos como Monsanto para diversificar su cadena de proveeduría.
• Evalúa y certifica a empresarias para garantizar que efectivamente sean mujeres las que toman las decisiones en la empresa.
• Organiza encuentros de negocio y Networking para reforzar su red y ampliar las oportunidades.

¿Cómo puede garantizar WEConnect a las compañías que las empresas contratadas son efectivamente de mujeres? La organización cuenta con un sistema que identifica a empresas que sean al menos un 51 por ciento propiedad, administradas y controladas por una o más mujeres y que estén legalmente establecidas.

En estos 4 años, Monsanto ha trabajado con WEConnect, logrando la capacitación de más de 50 mujeres empresarias, instruyéndolas sobre las políticas de compra de Monsanto y ayudándolas a desarrollar sus habilidades de negocio.

Desde 2014 participa activamente en el Foro Anual de WEConnect International y ha asistido a más de 80 encuentros de negocio con potenciales proveedoras certificadas.

Además de buscar la equidad de género en su cadena de valor y al interior de la empresa con su fuerza de trabajo, Monsanto trabaja en la comunidad por la inclusión de mujeres en la ciencia. “Estamos trabajando con maestros y padres de familia para invitar a las mujeres a que entren a las áreas STEM (ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas) y que este precepto de que son carreras únicamente para hombres desaparezca”.

La empresa con diversos esfuerzos en responsabilidad social y recientemente posicionada como una de las 10 mejores empresas para trabajar en México, busca hacer de la inclusión y la diversidad una ventaja competitiva y así crear un excelente lugar para trabajar y hacer negocios.

 

Fuente: Expok